De disfrutar mi soledad

Hoy me di cuenta que necesitaba escribir aquí, porque había tenido este espacio bastante abandonado y justo hoy mi mente dio paso a la inspiración y me ha permitido iniciar sesión y picarle en “escribir”.

Justo en este momento me encuentro en la oficina, sola… y no es por eso que haya elegido el titulo de mi escrito, es porque desde hace aproximadamente dos meses había traído una idea rondando mi cabeza: ¿Que pasaría si decidiera desconectarme de las redes sociales por un tiempo? Inmediatamente mi dragón del miedo se hizo presente y casi casi me estrangulo para decirme: ¡Estas loca! Como se te ocurre pensar en eso, no sabes que sería un suicidio social realizar semejante cosa y por otro lado me gritaba sin parar: no te das cuenta que a nadie le importa si lo haces. Pues dure todo ese tiempo hasta ayer escuchando sus gritos y las razones de porque no debería desconectarme, pero fue ayer que como una revelación divina llego a mi el momento de tomar la decisión de elegir desconectarme por un tiempo de las redes sociales (principalmente de Facebook).

Esta decisión no fue nada fácil debo confesar que tenía con mi cuenta desde el 2008, había compartido infinidad de posts, de fotografías, de tonteras y demás cosas y desactivarlo representaba un gran reto para mi, era como “deshacerme” de cosas, aunque meramente no es así puesto que estamos hablando de situaciones virtuales.

Pero lo necesitaba, en verdad necesitaba esa des-conexión, me estaba agobiando de una manera increíble el ver las vidas perfectas de los demás (y por favor, que esto no se malentienda) que yo amo mi vida y todo lo que tengo en ella y todo lo que soy, sin embargo, veía como las personas vamos por esta vida, dedicando una enorme cantidad de tiempo a compartir instantes de nuestra vida en una comunidad virtual que rara vez nos aporta algo sustancioso. Comencé a percatarme de que mis “amigos” un total de 319 que comprobé al fin de cuentas eran solo “agregados” puesto que en mi vida real: ¿Cuántas personas están y forman parte de mi vida realmente? El número puede sonar absurdo, pero realizando el cálculo solo 11 personas forman parte de mi realidad entera y absoluta. Y no es que este juzgando y satanizando la vida virtual, puesto que tengo en ella desde que tengo memoria, he conocido a personas maravillosas por medio de las redes las cuales me han  hecho parte de sus vidas y yo de la mía. Sin embargo, me di cuenta que de estas personas que se encuentran en mi red social virtual, recibía “likes”, comentarios, reacciones, etc. Pero que si yo necesitara de ellos en la vida real, no estaban ahí para mi, ni aunque se los tuviera que pedir. ¿Saben lo triste que puede llegar a ser esto? Quizás para ustedes no, pero para una persona como yo que carga con su peso en emociones, créanme es difícil, sentirte completamente SOLO en un mundo (virtual) lleno de gente, no es la sensación más agradable que existe.

Esto me  hizo cuestionarme si soy yo la que esta mal, acaso como tantas cosas que se ven en Internet: ¿Abrumo a mis contactos con tanta publicación? ¿Soy realmente una mala persona, mala amiga, mal ser humano, como para no ser digna de la atención? ¿O es que acaso yo tampoco estoy siendo empatica con el mundo que me rodea y me estoy olvidando de las personas a mi alrededor? Todas estás preguntas fueron el detonador para tomar mi decisión y todas estas concordaron en la misma respuesta: NECESITAS AMARTE A TI MISMA, LO SUFICIENTE COMO PARA NO PERMITIR QUE NADIE TE AME MÁS DE LO QUE TE AMAS TU!! Y esto fue en verdad una bofetada, un balde de agua fría y un despertar. Eso exactamente necesitaba una pausa en mi vida para amarme más de lo que me amo, para conocerme mucho más de lo que ya lo hago, para abrazar mis defectos y aceptarlos como muy míos, porque podré no ser como muchas personas esperan o quisieran, pero en este mundo tan lleno de falsedad, yo sigo siendo yo, así con mi sarcasmo que se me sale a borbotones, con mi humor negro que puede parecer muy malo, y con mi positivismo extremo que no puedo controlar, porque si algo he aprendido a lo largo de mi vida, es que todo, todo, pero absolutamente todo lo que nos sucede en esta vida tiene algo de bueno y algo de aprendizaje.

Así que aquí ando, enfrentando el hecho de que debo disfrutar (me) mi soledad y encarar mis mayores temores.

Enfrentarte a la soledad no es malo, ya lo he hecho antes, incluso soledad y yo somos buenas amigas, pero ahora debo de entender que este cambio es por mi y para mi.

Hasta pronto.

P.D. Se que podrá sonar sacado de alguna novela o serie, pero a 24 horas de la des-conexión ninguno de mis “amigos” virtuales ha notado mi ausencia, viéndome muy peliculezca, en este momento podría no estar en este mundo y la gente que se dice mis amigos ni siquiera se darían por enterados….

 

 

Vivir mientras se esta Vivo

Nunca me han gustado las funerarias, pero hace unos días tuve que ir, mientras estuve ahí observe muchas cosas y muchos pensamientos se vinieron a mi mente, es por eso que decidí escribir una entrada especial acerca de la muerte, aunque ya he escrito otras entradas acerca de este tema, esta será en un contexto diferente, todo fue porque comencé a imaginar como sería el día que yo muriera, como sería organizar tu propio funeral, así que aquí vamos:

El día en que yo me muera no quiero decenas de coronas de flores en la funeraria, me gustan las flores, verlas olerlas y quiero hacerlo en vida, si quieres darme flores no esperes a que muera, dámelas hoy que puedo disfrutarlas.
El día que yo muera no quiero gente socializando en mi funeral, viendo como caras que hace mucho no se veían se re-encuentran como si fuera una ocasión especial, porque cuando estaba vivo no me visitaste, no me hablaste, no me buscaste para estar conmigo? Y hoy que estoy frío e inmóvil haces un gran esfuerzo por venir a verme?? No mencionen que “que bueno verte, aunque sea en estas condiciones” si realmente quisieras ver a la gente que aprecias (si es que las aprecias) no esperarías a que alguien muriera para reunirte con ellos, excusas hay miles, sin embargo las intenciones las ganas y el interés ese no debe ni tiene porque tener ningún precio.
No quiero que cuando yo muera se mencione lo buena persona que fui, la gran amiga, hija, madre, compañera, etc, que era cuando vivía, por qué: ¿Me lo dijiste mientras convivías conmigo? si tanto me querías y significaba tanto para ti, lo hiciste mientras me tenias contigo, me visitabas cuando querías, me hablabas por teléfono o me enviabas un mensaje solo para saber de mi? Porque hoy lloras ante mi féretro cuando en vida no me expresaste lo que sentías.

Porque tenemos que esperar a morir para vivir?? Porque vamos por la vida acumulando rencores estúpidos y peleas sin sentido, cuando la vida es tan corta, cuando no tenemos la moción de cuantos años estaremos en esta tierra. Vamos por ahí sintiéndonos poderosos, queriendo acumular riquezas y bienes materiales como si el día que muramos nos fuéramos a llevar algo, acaso conocen a alguien que murió y se llevó los bienes que acumuló en esta tierra?

Vamos viviendo como si fuéramos a ser eternos, callándonos “te quieros” y guardando cosas para “ocasiones especiales” se nos olvida constantemente que la vida es eso, una ocasión especial, preferimos guardar las cosas por miedo a que se nos gasten, preferimos callarnos y no decir lo que sentimos porque tenemos miedo, miedo a que?

Por eso cuando yo no muera, no importa si en mi funeral solo esta 1 persona, pero que esa persona tenga la conciencia de que en vida, en mi vida estuvo para mi y no espero hasta que yo muriera para decirme todo lo que quería decirme.

Debemos de vivir la vida de tal manera que aunque suene mal, hasta la muerte nos sepa bien, que nuestra muerte no este llena de arrepentimientos, odios, rencores y mucho menos ganas.
Quieres hacer algo? anda ve y hazlo pero con la plena seguridad y conciencia de que lo estarás haciendo bien y que estarás haciendo valer tu libertad sin perjudicar la vida de los demás.

Porque tenemos tanto miedo de vivir mientras estamos vivos, miedo de expresarnos, de querer, de sentir, de comer, de amar y de gritar a los cuatro vientos lo que queremos realmente porque “que van a pensar de mi”, cuando estas muerto sinceramente no importa mucho lo que puedan pensar de ti, o si lo piensan de todos modos tu ya no estarás ahí para reclamar o para enojarte, que piensen lo que quieran y como lo quieran, creo que estamos en este mundo, en este siglo y justo aquí y ahora para ser felices y no otra cosa más, estamos aquí para vivir momentos maravillosos y mágicos y no para dejarnos enganchar por problemas que al final de cuenta terminan por resolverse o por acabarse.

No dejes nada que quieres hacer para mañana porque sabes que? Mañana no le esta asegurado a nadie, en un minuto tu vida puede cambiar, puede extinguirse y no puedes hacer nada para evitarlo, pero si puedes aprovechar cada segundo, minuto, hora de tu preciosa existencia para vivir de la mejor manera, vivir ahora que estas vivo.

Huele las flores que están a tu alcance y no aquellas que estarán alrededor tuyo y de tu tumba cuando ya no estés, abraza hoy a las personas que amas, antes de que tu inmovilidad y frialdad en un féretro te lo impidan, llora hoy si quieres llorar y no mañana cuando tus lagrimas ya no puedan brotar y solo te quede ver aquellas que las personas lloraran por ti, y ríe, ríe hoy por que la vida es bonita, porque si bien hay cosas que no entendemos todo lo demás es bello. Partete la madre haciendo aquello que te apasiona, vive como si no necesitaras el dinero, en pocas palabras AMA, ama la vida, ama a las personas a tu alrededor, tu trabajo, tus amigos, tu situación.

No dejes que el hastió te quite las ganas de vivir y no te permita ser feliz. Pensando en miles y miles de situaciones que te impiden crecer y enamorarte de lo bonita que es la vida, cuando te mueras todo mundo podrá seguir hablando de ti, porque créeme lo hará y te recordaran, e incluso se reirán de ti y comentaran lo que eras, lo que tenias, lo que diste, pero eso ya de nada servirá porque hay un dicho que dice: “El muerto al pozo y el vivo al gozo” podrán llorar por ti, pero no detendrán su vida para honrar la tuya.

El luto se lleva en el alma y en el corazón no se predica en las cuatro esquinas queriendo dar lastima o compasión, si la muerte de un ser querido duele, duele en el alma y si se puede un poco más allá pero saben porque duele y porque les lloramos tanto? Por todo los arrepentimientos que se nos juntan en el pecho, al saber que ya nunca más tendremos de frente a esa persona para poder decirle, hacerle y amarle todo lo que pudimos dejar pendiente y todo lo que EN VIDA no hicimos por cuestionamientos estúpidos.

Cuando te toca enfrentar a la muerte, el que sufre es el que se queda, no el que se va, porque tengo la firme certeza de que cuando nos vamos de este mundo, nos vamos a un lugar mejor, a una dimensión mejor o según tus creencias a un cielo lleno de maravillas.

Por eso cuando alguien a quien amaste se va de este plano, no deberíamos llorarle, deberíamos alegrarnos porque sabemos que va a un lugar maravilloso, donde ya no se preocupara por los situaciones que pasamos los humanos. Nosotros que nos quedamos debemos esforzarnos día con día, minuto a minuto para vivir una vida sin arrepentimientos, sin odios, sin resentimientos para que cuando nos vean partir, solo se tengan recuerdos hermosos de nuestro paso por esta vida.

Se que mucha gente se espanta al escuchar, leer o saber de la muerte, le tenemos tanto miedo a morir, que desgraciadamente nos olvidamos de vivir, planeamos fiestas, reuniones, vacaciones y encuentros, pero si alguien nos ofrece prepararnos para nuestro funeral, nos escandalizamos y asustamos. La muerte no debería asustarnos, debería horrorizarnos en lo que nos convertimos cada día, en lo olvidados que dejamos nuestros sueños y en el miedo que tenemos a ser felices y a vivir.

Por eso quiero vivir al máximo, quiero amar hasta el tope, y realizar mis sueños, simplemente ser feliz, y quiero que el día que yo muera pueda ver materializado todo el amor a mi alrededor. Quiero dejar gente feliz, gente que no deje de creer en lo maravillosa que puede ser la vida.

Por favor, no esperes a morir, para estar vivo…

Angélica ♥

Hoy Necesito

Hoy, hoy necesito escribir para vaciar mi alma, porque una parte de mi esta  hecha pedazos.

Porque hoy, me he dado cuenta de que me duele, si me duele estar enamorada de Él, y lo estoy hasta el tuétano, así que imagínense que tan grande puede ser el dolor. Me duele no poder ser lo suficiente para Él, porque si, aún y con todos mis millones de defectos y pecando de modesta, puedo decir que yo puedo quererlo como nadie más lo ha hecho hasta el momento, que puedo ser yo la que disipe sus dudas, sus miedos, la que sane ese corazón que por algún extraño motivo no puede permitirse amar… Que puedo ser yo la persona de la que si se diera la oportunidad, podría enamorarse.

Pero no, las palabras se me quedan atrapadas en el pecho, porque se que no debo decirte nada, porque tú, tu no sientes lo mismo por mi, porque no me vez con “esos ojos” porque tu no me quieres como yo te quiero, porque si, en el corazón no se manda, y eso, carajo, eso como duele!!

Bueno a mi me duele y tal vez no debería de dolerme, porque como puedo pretender que alguien me quiera, cuando eso no se puede…Pero como, como siendo miles de millones en este mundo, la vida te pone en mi “mundo” no entiendo porque tienes que tener todo lo que busco y porque juntos podemos ser tan “perfectos” que nos falta? ¿Qué me falta? Son tantas las interrogantes que se me desgasta el cerebro de tanto pensar y te lloro y me pregunto porque no se me acaban las lagrimas, porque yo si te quiero tanto.

Porque mi corazón no te puede sacar, porque sigo esperando como una tonta a que me quieras aunque sea un poquito? Porque si quiera te pienso, te escribo.

Días como hoy, me desconozco, me veo en el espejo y veo a la persona más patética de todas, enamorada de un imposible, de alguien que no se da cuenta lo mucho que lo quiero. Pero que tontería! Y si se que no soy la única y si también se que todo esto es una perdida de tiempo, que no vale la pena estar así por alguien, que bla bla bla y mas bla bla! Me se todas las frases de amores imposibles, me se miles de palabras de auto-consuelo, incluso me sé todas aquellas cosas de que uno no puede obligar a que alguien te quiera. Lo se claro que lo se, pero en días como hoy, me da por olvidar todo esto, me da por torturarme los instantes con recuerdos absurdos y con pensamientos que quizás no van, hoy me sumerjo en aguas que ni por error debería de entrar, pero aquí estoy y tenia que sacarlo de alguna manera, sacarlo que siento porque las palabras me están asfixiando.

Quiero soltarte, debo soltarte, pero como me cuesta, me cuesta entender los porqués de la vida, los para qués, quiero salir corriendo, quiero tantas cosas, la más importante dejar de quererte. Estoy cansada de este libro, de este disco de emociones pasadas y recuerdos llenos de telarañas.

Pero hoy, hoy me permito sacar todo lo que ya no puedo tener adentro.

Hoy…Solo Hoy…

A mi “Yo” del Pasado

El otro día en mis tantas cavilaciones que tengo, estaba pensando que cosas le diría a mi “yo” de hace 10 años, no es que ahora a mis 27, sea la persona más madura del mundo ni nada de eso, pero muchas cosas han cambiado, he aprendido muchas lecciones y si la vida nos diera la oportunidad de que nuestro “yo” del futuro nos contara algunas cosas, y ojo no es que este a favor de saber el futuro ni nada de eso, porque vivir cada momento conforme la vida nos los va presentando es maravilloso, sin embargo digamos que quiero plasmar lo que me hubiera gustado escuchar, esto sería lo que me diría a mi misma:

*Habla con la gente, con mucha, no tengas miedo de nada, total el “No” ya lo tienes, así que no pierdes nada el intentar por un si.

*Ten cuidado en quien confías, no siempre mostrar tu verdadero “yo” es bueno, si, pero no le des tu confianza a todo mundo.

*Sigue frecuentando a tus amigas, esas las verdaderas, porque en unos años, extrañaras a muchas, perderás a unas cuantas y te darás cuenta que las relaciones que construyas hoy, se reflejaran mañana.

*Pierde el miedo a decir las cosas de frente, más vale preguntar algo estúpido, que ser un estúpido que no pregunta, verás que en unos años te darás cuenta de esto y te dará muchas satisfacciones.

Vas a encontrar el amor, te vas a ilusionar, tu primer beso va a ser maravilloso, cosas no van a funcionar y te darás cuenta que aún así necesitas vivir ciertas cosas para tener experiencia, te vas a enamorar como nunca en tu vida lo habías hecho, y si te van a romper el corazón en mil pedacitos, aún así no tengas miedo de saltar hacia ese abismo, vas a entender que es mentira ese dicho que dice que “un clavo saca a otro clavo”.

Vas a comenzar a viajar y te vas a enamorar de esa experiencia de vida y vas a quererlo hacerlo más y más y cada vez más frecuente, ojo: eso no siempre será posible, pero eso si, todos y cada uno de los viajes que harás serán M A R A V I L L O S O S!!

Vas a llorar mucho, si, es algo que no se puede evitar, naciste así chillona, pero algunas veces será de alegría y esas serán las mejores lagrimas.

Vas a conocer a muchas personas que te van a cambiar la vida, algunas se van a quedar por muuuucho tiempo a tu lado, y otras llegaran a darte enseñanzas y se irán, no lo lamentes, con el tiempo entenderás que fue lo mejor.

Tal vez ahora te sientas “sola” pero llegara el momento en el que valoraras esa soledad y no te dará miedo.

Continua leyendo, mucho y todo lo que puedas, vas a entender con el paso de los años que no hay nada mejor que leer.

Comete muchas locuras, todas las que puedas, eres joven y todas ellas te dejaran experiencias inolvidables.

Y volviendo a la realidad, 10 años después, me doy cuenta que en este tiempo he tenido una vida maravillosa, para la cual no necesite consejos del futuro ni una lámpara maravillosa, claro que en ciertos casos, me hubiera encantado que “mágicamente” se apareciera mi “yo” del futuro y me dijera que todo iba a mejorar o que lo que en ese momento me preocupaba o me daba miedo, realmente no iba a importar con el paso del tiempo.

Es increíble como cuando uno es más joven, te preocupas tanto por tantas cosas y dejas de vivir otras tantas porque el miedo te paraliza, pero ahora a mis veintitantos me doy cuenta de que no hay nada que perder, y que siempre se puede empezar de cero, y buscar siempre aquello que me haga feliz.

Así que aquí estoy viviendo esta vida que Dios me ha permitido vivir, con altas, bajas, pero siempre tratando de mejorar como persona, me he equivocado y se que en los años que me queden por vivir, voy a seguirme equivocando y aprendiendo a la vez, pero eso será parte de mi experiencias de vida.

Nos vemos pronto!

 

 

 

 

 

 

Historia

Y todo empezó con una pregunta, por demás sencilla: ¿Tienes novio?

Y así de la nada comencé a decir: No, pero hay alguien que me gusta, alguien del que estoy enamorada, desde hace un tiempo ya, y una reacción rara, empezó a hacer que de mi boca, fluyeran las palabras, cual vomito verbal fuera, fui contando toda “nuestra historia” y conforme iba contándola me percate de que sonaba fantástica, como si todo hubiera pasado en un universo paralelo a este, en una dimensión desconocida donde la fantasía se mezcla con la realidad.

Pero realmente todo lo que hemos vivido juntos a pasado, si esa cantidad de momentos que han sido maravillosos, realmente han pasado y tengo que repetírmelo porque hay ocasiones en las que yo dudo que sea verdad y si se que eso de “ver moros con tranchetes” se me da demasiado bien, se que mi cabeza fabrica historias donde quizás no las hay. Pero estas Tu, estoy Yo y esta esta nuestra historia.

Si yo se que tu no estas enamorado de mi, se que tal vez no estemos destinados a estar juntos, antes dolía, hoy, hoy me siento feliz, por lo que ha pasado, por lo que hemos vivido y por lo que si Dios y la vida quiere podamos seguir viviendo, no, tal vez no voy a estar enamorada de ti toda la vida, pero hoy por hoy lo estoy, hoy iluminas mi mundo, mi universo, mi dimensión. Hoy eres lo que quiero, hoy es hermoso saber que estas en mi vida.

Hoy me siento la mas cursi y acaramelada de las personas al expresarme así de ti, pero me niego a dejar de sentirlo, hoy agradezco a la vida el haberte conocido, agradezco el que existas en este mundo donde hay tantas cosas que no se entienden.

Hoy quiero seguir escribiendo esta historia…La tuya y la mía….La nuestra…

 

Sentir…Me gusta sentir!!

¿Qué es sentir?

Según el diccionario de la real academia es:

Experimentar sensaciones producidas por causas externas o internas.

Pues he descubierto que a mi, me encanta sentir, se que el poder sentir, es la prueba contundente de que estoy viva (si más que obvio) pero hay gente que no se permite sentir aún estando vivas.

Pues he llegado a ese punto en mi vida, donde ya no me da miedo sentir, donde experimentar diferentes situaciones ya no me provoca miedo, me concedo a mi misma el permiso de ser feliz, sin importar nada más.

Así que decidí que sentir algo por una persona en particular, tampoco tiene nada de malo, señal de que mi corazón, no es nada más un simple musculo, señal de que esa alegría que siento al estar en contacto con el, hace que mi sangre fluya a un ritmo excepcional.

No tengo miedo de sentir, porque si lo tuviera, me estaría perdiendo de esa agradable sensación de buscarle significado a las canciones, esas tan dedicables, para ti, me estaría perdiendo en la amargura de aquellos que sienten pero temen.

Ya no más, no importa si esto que siento solo dura un instante, si es así será el instante de mi vida en el que pude sentirme viva, y si dura más adelante, que esta vida es prestada y no se hasta cuando voy a andar por aquí.

tumblr_mh74u6P89Z1ryqb16o1_500

Comenzando

Y hoy justo hoy me di cuenta que era bueno comenzar en este lugar…Me gusta mucho escribir, de cosas que pasan en mi vida, filosofías que luego me da por tener e historias que suceden alrededor, por eso este espacio se llama: “cosas de la vida” porque son cosas que quizás a todos nos pueden pasar.

Voy a tratar de no abandonar este espacio, de escribir muy seguido y cada vez que se me antoje y tenga algo en mente.

Les doy la bienvenida y me la doy a mi también porque empezar algo nuevo, siempre es emocionante!!!

 

Bendiciones ♥